En Antofagasta se compitió con robots de desminado humanitario

En Antofagasta se compitió con robots de desminado humanitario

El sector de las Ruinas de Huanchaca, en la capital de la Segunda Región, fue epicentro de una actividad que estimula la creatividad para crear robots que cumplan una noble misión. Se trató de la Competencia Internacional de Desminado Humanitario Minesweepers 2016.

Tras la participación de los adultos, ayer fue el turno de niños y jóvenes, quienes se lucieron con sus prototipos en el evento organizado por el Departamento de Ingeniería de Sistemas y Computación de la Universidad Católica del Norte (UCN).

Miguel Uribe, de siete años, participante y líder de su grupo, expresó que “fue una experiencia entretenida, súper genial y aprendimos mucho de tecnología y robótica; lo que más nos costó fue construirlo, se nos borró la imagen que nos mostraron, entonces, la inventamos”.

Para Ramiro Vargas, director del Programa DeLTA UCN, esta fue una oportunidad para desarrollar y mejorar los conocimientos de los alumnos. “Desde 2014 hemos estado generando cursos y talleres relacionados con la robótica, trabajando con niños de 11 a 17 años, y hemos adquirido materiales para que puedan desarrollar sus proyectos; este año participamos en este torneo a través de las categorías de estudiantes, lo que para nosotros es relevante, ya que ver el trabajo y evolución de los robots, la programación, el trabajo en equipo, refleja lo que busca precisamente el DeLTA”.

Durante la tarde del viernes se llevó a cabo una presentación de cada uno de los equipos de las categorías “Academia” e “Industria”, y se realizó la premiación, que estableció como ganador del certamen al robot de la empresa Ingenierías Solidwork Ltda. (Chile), quien representará a Latinoamérica en la final internacional que se desarrollará en Egipto en octubre próximo.

Carlos Valenzuela, gerente de Contratos de Ingenierías Solidwork Ltda. expresó que “fue una experiencia de aprendizaje, competimos el año pasado y pensamos que eliminar las minas antipersonales que hay en el mundo es algo en lo que podemos participar; además, queremos fomentar el crecimiento de la tecnología en los más pequeños, y nuestra empresa donará robots para los equipos de los niños a fin de estimular la imaginación y la creación de tecnología propia”.

El segundo lugar de la competencia realizada en Antofagasta fue para Bolivia, a través de la Universidad Mayor de San Andrés; mientras que el tercer lugar lo ocupó la Universidad Católica del Norte, y el cuarto lugar se lo adjudicó la Universidad Arturo Prat.

En Antofagasta se compitió con robots de desminado humanitario

Puedes ver

Estudio: Chilenos críticos, desconfiados y consumidores de redes sociales

Estudio: Chilenos críticos, desconfiados y consumidores de redes sociales

Los resultados del estudio Chilescopio en su versión 2017, investigación realizada por la consultora Visión ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Validación *